Arucas recibe a los niños saharauis de los Campos de Refugiados de Tinduf.