El Parque Nacional del Teide recibió más de cuatro millones de visitantes de 44 nacionalidades en 2016.