La Ballena se convierte en epicentro del ocio y la solidaridad con la Carrera de Colores Over the Rainbow.