Los líderes de Corea del Norte y Corea del Sur, Kim Jong-un y Moon Jae-in, se comprometen a firmar la paz y trabajar por una completa desnuclearización de la península