Actualidad

El presidente del Cabildo de La Gomera asegura que los avances administrativos logrados durante el último mes son el reflejo de la coordinación entre administraciones

28.12.2022 | San Sebastián de La Gomera

El presidente del Cabildo de La Gomera, Casimiro Curbelo, ha valorado el reciente acuerdo adoptado por el Consejo de Gobierno del ejecutivo autonómico para la ejecución de los tres proyectos que integran el enlace submarino entre La Gomera y Tenerife para la conexión eléctrica. Este nuevo paso, según señaló, “nos coloca más cerca de disponer de un sistema más seguro y con mayor capacidad de desarrollo, en cuanto al transporte de energía se refiere”. 

En palabras de Curbelo, la inversión que realizará Red Eléctrica y que supera los 103 millones de euros, “abre la puerta a una nueva etapa, no sólo en cuanto a gestión, sino también a las posibilidades que abre para enviar energía renovable de la que se genere en la isla”. En este sentido, adelantó que “será en el primer trimestre de 2023 cuando los cinco parques eólicos estarán a pleno rendimiento y den cobertura a la demanda energética de la isla”. 

Destacó el papel de las administraciones implicadas en impulsar el cable submarino, “y que han sido imprescindibles para darle un espaldarazo definitivo, tanto el Gobierno de Canarias, los dos cabildos y los ayuntamientos de las  localidades en las que estarán situadas las subestaciones”. 

Antecedentes del proyecto 

El documento fue presentado  en La Gomera en 2021, con la participación del presidente del Gobierno regional, Ángel Víctor Torres; y la presidenta de Red Eléctrica España, Beatriz Corredor. En ese mismo acto se precisó que el proyecto prevé la dotación de dos subestaciones - Chío y El Palmar - donde se unirán ambas islas, con un cable que tendrá una dimensión longitudinal de 36 kilómetros y se colocará a una profundidad máxima de 1.145 metros. 

Declaración de Impacto Ambiental favorable 

Con el objetivo de minimizar cualquier impacto y garantizar la protección del medio ambiente, se han realizado estudios previos del trazado, para detectar posibles afecciones al medio terrestre y marino. Para ello se han diseñado diferentes técnicas que limitarán el impacto en el lecho marino, especialmente en zonas con comunidades biológicas determinadas. 

Imagen: Casimiro Curbelo, presidente del Cabildo de La Gomera