Actualidad

Al concurso de esta obra, que licitó GEURSA por 3.606.707 euros, se presentaron 29 empresas del sector de la construcción.

24.08.2016. Las Palmas de Gran Canaria.

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha adjudicado a la empresa Satocan S. A., por 3.167.762 euros, la construcción de la nueva pasarela de 100 metros de longitud que conectará el paseo de Las Canteras entre las calles Pizarro y California. El concejal de Urbanismo y Vivienda, Javier Doreste, ha indicado que, tras la adjudicación de hoy, la construcción de la nueva plataforma peatonal en el Paseo de Las Canteras, comenzará con toda probabilidad en la primera quincena del próximo mes de septiembre.

Un total de 29 empresas se presentaron al proceso de licitación encargado por el área de Urbanismo del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria a la Sociedad Municipal de Gestión Urbanística (GEURSA), para llevar a cabo la construcción de la pasarela de La Cícer con un presupuesto de licitación de 3.606.707 euros. La diferencia entre el presupuesto de licitación y la adjudicación final suma una cantidad de 438.944 euros que regresa a las arcas municipales para ser reinvertidos en otros proyectos. La empresa adjudicataria dispone a partir de ahora de cinco días hábiles para presentar la garantía y el resto de la documentación requerida por parte del Consistorio.

Los trabajos, que se ejecutarán en dos fases, consistirán en la la creación de un plaza pública que conectará el espacio situado frente al centro deportivo La Cicer con la playa, la construcción de una pasarela de 100 metros que conectará el paseo de Las Canteras entre las calles Pizarro y California, así como la construcción de dos espacios que albergarán locales y un balneario, además de dos escaleras mecánicas, una escalera y dos rampas adaptadas que unirán el paseo con la playa.

El concejal de Urbanismo, Javier Doreste, ha afirmado que “el comienzo de esta obra, que se va a producir tal como prometimos a principios de año, en el mes de septiembre, significará mejorar notablemente la fisonomía de esta parte de la playa, y acabar con un mamotreto que nunca debió construirse en una de las joyas de nuestra ciudad”.

“Este proyecto, que merecían los ciudadanos del municipio desde hace mucho tiempo, no solo dejará una cara mucho más amable de la playa en la zona de La Cícer, hará que sea posible conectar el litoral con la ciudad mediante una plaza pública de 5.000 metros cuadrados que discurrirá por debajo de la pasarela, algo que será una realidad a comienzos del año 2018, fecha en la que culminen las obras”, ha aseverado Doreste.