Actualidad

Más de medio centenar de minis podrán contemplarse el domingo 31 de julio en la plaza del Adelantado.

26.07.2016. El Rosario.

Los amantes del automovilismo y, en concreto, de los coches históricos tienen una cita obligada el domingo 31 de julio en El Rosario con la V Exposición de Minis Clásicos Virgen de Nuestra Señora de La Esperanza que se celebrará en la plaza del Adelantado a partir de las 10:00 horas. En la fiesta del Mini Clásico de Canarias, considerada ya una de las mayores concentraciones de minis clásicos de las siete islas, este año repetirán vehículos procedentes de islas como Lanzarote, Gran Canaria, La Palma y, por supuesto, desde muchos puntos de la isla de Tenerife, reuniéndose más de medio centenar de estas pequeñas joyas del automovilismo

El evento se está convirtiendo, poco a poco, en un clásico del programa de actos de la Fiestas en Honor a Nuestra Señora de la Esperanza que se celebran en el Municipio y en cada edición aumenta el número de participantes. Este año la muestra contará con más de medio centenar de estos populares vehículos, algunos de ellos auténticas piezas de museo, que realizarán la ya típica ruta por el pueblo de La Esperanza.

El Ayuntamiento de El Rosario, a través de la Concejalía de Fiestas que gestiona el edil Yeray Gutiérrez, colabora en esta exposición que organiza Mundo Mini Classic Tenerife y que cada año va a más ya que se está convirtiendo en una de las mayores concentraciones de minis realizadas en Canarias. De esta forma, algunos de los minis que podrán contemplarse el domingo 26 de julio tienen casi cincuenta años de antigüedad y en su época costaron entre 90.000 y 125.000 pesetas.

El mini es un pequeño automóvil producido por la British Motor Company y sus empresas sucesoras entre los años 1959 y 2000. Este automóvil, el más popular de los fabricados en Gran Bretaña, fue entonces remplazado por el nuevo MINI, lanzado en 2001. El original está considerado como un icono de los años sesenta del siglo pasado y su distribución ahorradora de espacio con tracción delantera influyó sobre toda una generación de fabricantes de automóviles. En la encuesta internacional para determinar el automóvil del siglo más influyente en todo el mundo, el Mini quedó segundo, sólo detrás del Ford