Actualidad

Gracias a la saneada economía de las arcas municipales, el alcalde asegura que se podrá incrementar esta cantidad en caso necesario

08.02.2019. Tacoronte

El alcalde de Tacoronte, Álvaro Dávila, anunció durante el Pleno ordinario celebrado anoche (7 de febrero), su intención de establecer una partida inicial de 200.000 euros para conceder ayudas directas a los propietarios de inmuebles del municipio afectados por la termita subterránea Reticulitermes flavipes, unos insectos que han generado alarma por los daños que causan en edificaciones y cultivos. Esta cantidad se podrá incrementar en caso necesario sin problemas, dada la buena salud financiera del ayuntamiento, “producto de la buena gestión que hemos desarrollado en los últimos años, generando unos importantes ahorros que ahora nos permitirán atender esta problemática”, indicó Dávila.

Las ayudas económicas se entregarán directamente a los afectados, para que puedan hacer frente a los costes de los tratamientos con las empresas que estimen oportunas, un sistema mucho más ágil y rápido que afrontar la burocracia y los plazos que implica realizar un proceso de contratación y licitación pública por todo el montante presupuestado.

El alcalde señaló que espera que a finales de mes esté aprobada la liquidación del presupuesto de 2018, para convocar “al día siguiente” un Pleno extraordinario y aprobar este plan de ayudas mediante una modificación presupuestaria.

Por otro lado, y a la espera de que se materialicen las medidas anunciadas por el Cabildo de Tenerife y el Gobierno de Canarias, el Ayuntamiento de Tacoronte seguirá con su anunciado plan de actuación en los espacios públicos, con la colocación de estaciones portacebos de suelo y la finalización de un amplio estudio que determinará el alcance real de la plaga de termitas en el municipio, así como el número de viviendas en riesgo o ya afectadas. También está prevista una campaña informativa y la creación de una comisión de seguimiento en la que estarán presentes los grupos políticos de la Corporación y representantes vecinales.