Actualidad

Los vecinos de la capital, preocupados por la falta de limpieza de los cauces de los barrancos

25.09.2022 | Santa Cruz de Tenerife

El Comité Local de Nueva Canarias en Santa Cruz de Tenerife, que preside Odalys Padrón, considera que se deben reforzar las medidas de seguridad en los barrancos de la capital tinerfeña y denuncia el estado de abandono en el que se encuentran los cauces, llenos de sedimentos, cañaverales y vegetación.

En todos los barrancos de Santa Cruz, los cañaverales invaden sus cauces que, en caso de que se produzcan lluvias intensas, agravarían la propia situación de emergencia por el arrastre de la maleza que causaría, a su paso, estrechamientos y obstrucciones en los puentes reduciendo así la capacidad de drenaje.

En estos días, hemos visto con preocupación cómo la Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias ha declarado la alerta máxima ante la llegada de la tormenta tropical Hermine en aplicación del Plan Específico de Emergencias de Canarias por Riesgos de Fenómenos Meteorológicos Adversos (PEFMA) y teme que el otoño sea más lluvioso que en años anteriores.

El Comité Local de Nueva Canarias en Santa Cruz lamenta que no exista un mantenimiento periódico de los barrancos porque es el único modo que garantiza que el agua no se desborde si llueve con intensidad.

Santa Cruz sufrió el 23 de marzo de 2002 y el 1 de febrero de 2010 grandes avenidas que produjeron el fallecimiento de ocho personas, cuantiosos daños en infraestructuras, mobiliario urbano, negocios, garajes de edificios, vehículos arrastrados al mar y zonas aisladas durante varias semanas.

El secretario del área de Medio Ambiente del Comité Local de Nueva Canarias en Santa Cruz de Tenerife, Rafael González, considera que se deben realizar “actuaciones de limpieza periódicas y previas a la entrada del otoño y que estas iniciativas incluyan la retirada de residuos y escombros, desbroces selectivos, así como la eliminación de tapones y obstáculos en el cauce de los barrancos para mejorar la circulación del agua por los mismos”.

Del mismo modo, el Comité Local de Nueva Canarias en Santa Cruz de Tenerife solicita al Consejo Insular de Aguas (CIATFE) una actuación urgente en los barrancos de Santa Cruz para eliminar los núcleos existentes de caña común y sus rizomas, respetando en lo posible la vegetación autóctona. Esta acción debería ir acompañada de la retirada del exceso de acarreos sedimentados del interior de los cauces para recuperar la capacidad de desagüe y la seguridad de los vecinos.

Imagen: Barranco María Jiménez | CEDIDA