Actualidad

El alcalde y la cantante Laura Low activaron simbólicamente esta noche el interruptor que da la bienvenida a las fiestas en el municipio

23.11.2018. Santa Cruz de Tenerife

Santa Cruz encendió esta noche su Navidad en un acto en el que el acalde, José Manuel Bermúdez, y la cantante Laura Low accionaron simbólicamente el interruptor de los 2,5 millones de bombillas LED que ambientará la ciudad durante todas las fiestas.

El alcalde, acompañado por miembros de la Corporación municipal, dio así el pistoletazo de salida a una programación navideña con más de 200 actos en todos los barrios del municipio.

Bermúdez, que aprovechó el acto para felicitar a todos los chicharreros y visitantes de la ciudad una feliz Navidad y un próspero 2019, aseguró que el Ayuntamiento ha puesto toda la ilusión y el empeño para que Santa Cruz luzca más lindo, si cabe, y deseó también al sector comercial una buena campaña.

Además del encendido de alumbrado, hoy también se inauguró el portal de Belén, los buzones reales y del Rinconcito Navideño, todos ubicados en la plaza de La Candelaria.

Durante la inauguración del alumbrado Laura Low interpretó varias piezas musicales en una actuación en la que también participaron el grupo Ni 1 Pelo de Tonto y la RG Jazz Orquesta.

El alumbrado navideño está compuesto por de 2,5 millones de bombillas LED. El montaje, en cualquier caso, será puesto en marcha de manera progresiva en todos los distritos del municipio hasta el próximo 5 de diciembre. En esta ocasión, aumentan las zonas decoradas de la ciudad respecto a 2017, pasando de las 98 calles y plazas de 2017 a las 105 de este año.

La instalación incluye 168 arcos compuestos de 550 elementos decorativos que estarán formados por 590.000 leds. También se instalarán 450 motivos navideños en las farolas, con 416.000 leds, así como 32.000 metros de guirnaldas luminosas y 150 elementos decorativos para los árboles con 72.000 leds. Respecto a 2017, se incrementan las decoraciones con el sistema neón-LED en un 10 por ciento.

Los elementos elegidos para esta Navidad se adaptan a la fisonomía de cada calle, plaza o espacio verde. Destacan, como principales novedades, el túnel de 90 metros de largo formado por 5.000 metros de guirnaldas LED y equipado con 120.000 bombillas que recorre la parte frontal de la plaza del Príncipe a 9 metros de altura.

Del mismo modo, la calle del Castillo ha sido equipada con elementos decorativos navideños de metacrilato grabado. Cada uno de ellos ha sido retro-iluminado con el nuevo sistema LED denominado Tipe-Light.