Actualidad

En fase de finalización están los trabajos de arbolado en Farmacia y Hernán Cortés. Y, actualmente, continúan las obras en las calles Augusto Figueroa, San Bartolomé y San Marcos (Imagen: Chueca - miradormadrid.com)

08.02.2018. Madrid / Nacional

Las aceras estrechas y en mal estado van camino de ser historia en el barrio de Chueca gracias a las obras de remodelación de once de sus calles. Una actuación para hacer más habitable esta zona que se convertirá en Área de Prioridad Residencial (APR) a mediados de año. El concejal presidente de Centro, Jorge García Castaño, acompañado del arquitecto municipal del Área de Desarrollo Urbano Sostenible encargado de la reforma, José Luis Sanz Guerrero, y de vecinos y comerciantes, ha recorrido hoy estas calles para comprobar in situ su avance.

Once son las calles incluidas en el proyecto dirigido a acabar con los problemas de movilidad peatonal, la invasión de aceras por vehículos muy pesados y, en definitiva, a hacer más habitable el barrio de Justicia (Chueca) para sus residentes y visitantes: Santa Brígida, Farmacia, Hernán Cortés, Augusto Figueroa, San Marcos, Infantas, Reina, Costanilla de los Capuchinos, San Bartolomé, Barbieri y Libertad.

Con un presupuesto de licitación de 3.433.670,12 euros, los ‘efectos’ de la operación ya son visibles en Hernán Cortés y Farmacia, ambas concluidas casi por completo, así como en Reina, Infantas y en los tramos de Barbieri y Libertad que van hasta San Marcos, donde ya se ha colocado la nueva pavimentación. Están concluyendo los trabajos de arbolado en Farmacia y Hernán Cortes. Y en fase de ejecución están las obras de Augusto Figueroa, San Bartolomé y San Marcos.

Con una duración de doce meses, está previsto que los trabajos terminen en el mes de junio, justo después de que se inicien las obras de remodelación de la Gran Vía, que la dotarán de más espacio peatonal y un nuevo carril bici, y antes de la entrada en vigor de la nueva APR (Área de Prioridad Residencial) del distrito Centro.

Nueva configuración para vivir mejor

Una nueva configuración de la sección de las calles; una concepción diferente del alumbrado público, del arbolado y del mobiliario urbano; utilización de nuevos materiales de pavimentación..., son algunas de las medidas adoptadas en esta intervención para favorecer, no solo la movilidad peatonal frente al tráfico rodado, sino también el cumplimiento de la normativa de accesibilidad universal, mejorando la seguridad y la calidad ambiental y paisajística del barrio.

En detalle, la reurbanización completa de estas once calles incluye las siguientes actuaciones:

Modificación de la sección útil de la calle. Aumenta la superficie destinada al tránsito peatonal, dando cumplimiento a los criterios vigentes de accesibilidad universal, y se eliminan barreras arquitectónicas para mejorar las condiciones de movilidad y seguridad de los viandantes.

Creación de una banda continua entre las aceras y la calzada con nuevos árboles en alineación, que dotarán de sombra y mejorarán la calidad ambiental del entorno, y nuevas columnas de alumbrado con farol tipo ‘villa’. Esta iluminación con led de bajo consumo es más homogénea y ofrece una calidad lumínica no contaminante. Debido al trazado de las calles Augusto Figueroa, Reina e Infantas, la banda continua será entre una de las aceras y la calzada.

Instalación de nuevo mobiliario urbano: bancos, papeleras y horquillas para el aparcamiento de bicicletas.

Las calzadas, pavimentadas con adoquín prefabricado, dispondrán de una anchura que permita el tránsito de vehículos en condiciones de seguridad a la vez que impedirán la posibilidad de que se produzca un estacionamiento incontrolado. También se minimizará la presencia de bolardos en las aceras.

Se habilitarán nuevas reservas de aparcamiento en calzada para motos y ciclomotores, así como las nuevas reservas para carga y descarga que sean necesarias para garantizar un adecuado funcionamiento conforme a la nueva configuración de la zona.

Debido a su sección, uso y condición comercial y estructurante del barrio, Augusto Figueroa no seguirá el diseño general establecido para el resto de calles del barrio. La calzada será de aglomerado asfáltico y las aceras estarán diferenciadas de la zona de rodadura mediante un bordillo con plinto, es decir, en altura. Entre las calles Barbieri y Libertad se proyecta crear un espacio a cota de acera que sirva como comunicación entre la plaza de Chueca y el mercado de San Antón, al entender que ese cruce debe tener un tratamiento específico por ser el de mayor intensidad de tránsito peatonal. Igualmente, se realizará un paso peatonal sobre elevado en el cruce con la calle Barquillo, para dar continuidad al itinerario peatonal, favoreciendo también la movilidad universal.

Tras el recorrido, encuentro vecinal en el Mercado de San Antón

La cita ha comenzado en Hortaleza, desde donde Jorge García Castaño, el arquitecto municipal y representantes de vecinos y comerciantes han paseado por las calles Farmacia, Hernán Cortés, Augusto Figueroa, Reina, Infantas y Barbieri para comprobar los avances de las obras. El recorrido ha finalizado en el Mercado de San Antón, en el que se ha celebrado un encuentro al que estaban convocados los vecinos y vecinas del barrio interesados en conocer de primera mano el proyecto. /