Actualidad

La Procesión Magna de Güímar es todo un desfile de verdaderas obras de arte sacro, conformada por una extensa colorida comitiva

21.04.2019 | Güímar

#semanasanta2019

El entorno de la parroquia de San Pedro Apóstol se convertía este sábado en punto de encuentro de los diversos pasos que conforman la Semana Santa de Güímar, los cuales formaron parte de la Procesión Magna tras los actos litúrgicos propios del día, la adoración a la Santa Cruz y la emotiva ceremonia del Descendimiento, con la talla que es considerada la más antigua, la del ‘Señor Difunto’ o ‘Cristo Yacente’ que, por las características estilísticas, se cree que data de finales del siglo XVII, aproximadamente.

La Procesión Magna de Güímar es todo un desfile de verdaderas obras de arte sacro, conformada por una extensa colorida comitiva. ‘Entrada de Jesús en Jerusalén’, junto con su grupo de niños hebreos, ‘Señor Cautivo’, acompañado por la Cofradía de Cargadores, ‘Señor Atado a la Columna’, junto con la Cofradía de Capuchinos Penitentes, ‘Ntra. Señora de Las Aguas’, seguida por las Señoras con Mantilla, el ‘Cristo de las Caídas’, del escultor y pintor güimarero Javier Eloy Campos, acompañado por su cofradía de Capuchinos Penitentes o el ‘Cristo de la Expiración’, conocido en el municipio como el ‘Cristo negro’ debido a su vaciado en bronce de finales del siglo XIX, siendo la única talla en bronce que procesiona en Canarias, son solo algunos de los pasos que forman parte de esta Procesión Magna.

Con más de una veintena de pasos, los cuales son custodiados por sus hermandades y cofradías, la Procesión Magna de Güímar se vuelve todo un desfile de puro arte sacro, sentimiento y devoción, dando cierre al cortejo la ‘Urna del Señor Difunto’ y ‘Nuestra Señora de los Dolores’, la cual muestra dolor, ni llanto; teniendo lugar a la entrada de la comitiva la ceremonia del Santo Entierro y besapié de El Señor Difunto, para, con posterioridad, proceder al retorno de los pasos.

Durante el recorrido, el arte no solo puede disfrutarse visualmente, sino también acústicamente, gracias al hilo musical acompañante de la mano de la Banda de Cornetas, Tambores y Majorettes de El Puertito de Güímar, la Banda Juvenil de Güímar y la Banda del Patronato Amigos del Arte de Güímar, siendo partes indiscutibles de la Semana Santa.

El concejal de Cultura del Excmo. Ayuntamiento de Güímar, David Román, aprovecha para «agradecer a todas las personas que hacen posible que la Procesión Magna, así como la Semana Santa de Güímar, luzca en todo su esplendor y pueda ser disfrutada por vecinos, vecinas y visitantes, a los cuales también se les agradece la entrega de su tiempo para disfrutar de estas jornadas de encuentro».