Economía

El número de desempleados canarios se redujo en septiembre en 1.587 personas, y el de ocupados creció en 10.192 situando las cifras totales en los 205.430 parados y en los 799.237 afiliados

02.10.2018. Santa Cruz de Tenerife

Septiembre se comportó de forma favorable para el mercado laboral ya que no solo subió el número de afiliados a la seguridad social, con 10.192 ocupados más que en agosto (1,3%), sino que el número de parados retrocedió en 1.587 personas, lo que supuso una caída mensual del 0,8% que contrasta con el crecimiento nacional del 0,6%.

Un descenso en el número de parados inscritos en las oficinas de empleo público de las islas que, en su gran mayoría, pertenecían al sector servicios con 2.481 parados menos que un mes antes. La agricultura y la pesca también experimentó un retroceso con 104 parados menos y la industria con un descenso de 54. Por el contrario, el sector de la construcción experimentó un leve aumento en su número de parados (+61 parados más), al igual que el colectivo sin empleo anterior el cual experimentó un importante crecimiento con 991 desempleos más en el último mes.

Atendiendo a las diferentes ramas de actividad nos encontramos que el mayor descenso absoluto del paro mensual lo registran los parados de la rama "Educación" con 1.046 desempleados menos y los de "Transporte y almacenamiento", que disminuyen en 429 personas. Por el contrario, en las ramas de "Sin actividad económica" y "Otros servicios" se producen los mayores aumentos del desempleo, con 991 y 91 parados más, respectivamente.

Desde la Cámara de Comercio se ve con preocupación el leve repunte de paro registrado en el sector de la construcción, pues en él estaban puestas las esperanzas de la reducción del desempleo, ante una previsible estabilidad económica entre las actividades de servicios. Por este motivo, el presidente de la institución cameral, Santiago Sesé, se reafirma en demandar con urgencia la firma de los convenios pendientes con el Estado entre los que cabría destacar el de carreteras, el de infraestructuras turísticas, el de obras hidráulicas y el Plan de Empleo, con los que acometer inversiones estratégicas y necesarias con las que generar efectos multiplicadores en la economía y el empleo de las islas.

En términos anuales los resultados también confirman la tendencia de mejora al acentuarse el descenso del paro hasta una tasa de variación del -7%, superior a la nacional (-6,1%), y el aumento de las afiliaciones con un crecimiento del 3,7%, sensiblemente superior al avance nacional que durante el último año ha sido del 2,9%. Variaciones que se han traducido en 15.576 parados menos y 28.347 afiliados más que en septiembre de 2017, situando el número total de afiliados a la seguridad social en 799.237 personas y el de parados en los 205.430, poniendo de manifiesto que el mercado laboral de las islas sigue creando empleo.