Desde La Mesa Mota

Ya no se sabe si es mala suerte, si aparecieron de nuevo los fantasmas de siempre o si este equipo no tiene remedio, pero el Tenerife se autodestruye en tierras leonesas, al perder con un conjunto modesto

01.09.2019 | Redacción | Opinión

Por: Paco Pérez

pacopego@hotmail.com

Ya no se sabe si es mala suerte, si aparecieron de nuevo los fantasmas de siempre o si este equipo no tiene remedio, pero el Tenerife se autodestruye en tierras leonesas, al perder con un conjunto modesto, pero combativo, como es la Ponferradina, nada más y nada menos que por 4 goles a cero.

Como ya es tradicional en los campos peninsulares, el Tenerife solo le aguantó 17 minutos al conjunto berciano, lo cual no es nada nuevo. El "anciano" Yuri le hace un gorro a Sipcic dentro del área y marca a placer a Orzolá, que no puede hacer nada para evitar el tanto inaugural.

Los blanquiazules encajaron un gol como una patada en el estómago y desaparecieron del campo hasta poco antes del descanso, cuando Alberto marcó lo que pudo ser el empate, pero el tanto no subió al marcador por claro fuera de juego, ratificado momentos después por el VAR.

Por si fuera poco, nada más comenzar el segundo tiempo la Ponferradina amplía su ventaja, con un autogol de Sipcic, que este domingo tampoco tuvo suerte día de suerte, como el resto del equipo isleño. Nada más concluir el encuentro, el entrenador López Garai pidió públicamente perdón a la afición por el juego desempeñado por su conjunto en la segunda parte.

Desde el segundo gol, el choque fue muy cómodo para una Ponferradina que nunca se rindió y que mostró ganas de ver sangre con sus acciones ofensivas. Y vaya si la vio, con dos tantos más, que me parecen innecesarios comentar porque el vapuleo del equipo leonés al tinerfeño me dio mucha lástima.

Esta horrorosa derrota se produce en la tercera jornada, por lo que hay tiempo más que suficiente para corregir actuaciones tan desastrosas, pero el equipo técnico y los profesionales del conjunto blanquiazul tendrán que ponerse las pilas, en vísperas, además, de recibir en el Heliodoro a la Unión Deportiva Las Palmas, el próximo sábado.

Menuda decepción la del Tenerife en El Toralín. No debe, ni puede volver a repetirse.

Paco Pérez

Paco Pérez

Periodista

Sígueme:

Tagoror Digital no se hace responsable de las opiniones de sus colaboradores.