Desde La Mesa Mota

A los políticos corruptos les obligaría a devolver lo robado (más los intereses) y les sancionaría con una cuantiosa multa, en relación a la cuantía del delito

16.06.2019 | Redacción | Opinión

Por: Paco Pérez

pacopego@hotmail.com

A los políticos corruptos les obligaría a devolver lo robado (más los intereses) y les sancionaría con una cuantiosa multa, en relación a la cuantía del delito. Y en, lugar de encarcelarlos, les mandaba a realizar hacer trabajos efectivos y beneficiosos para la comunidad durante un largo período, en función de la gravedad de los sustraído. Y punto. Pero en este país no hay cojones para legislar bien sobre este asunto. Privarles de libertad no es la solución, creo.

¿Se imaginan a un Bárcenas asfaltando calles? ¿Y a Esperanza Aguirre limpiando jardines? ¿O a Puigdemont (que también robó, y mucho) quitando excrementos (con guantes, eso sí) de culos de personas mayores en un asilo de ancianos? ¿O a Miguel Zerolo de camillero de la Cruz Roja? Pues eso.

Los casos de corrupción en Andalucía con dirigentes del PSOE implicados y dos ex-presidentes de la Junta (Manuel Chaves y José Antonio Griñán) en el mejunge de los ERES y del PER claman al cielo. Lo de los catalanistas es para echarles de comer aparte, porque han malgastado el dinero público en consultas ilegales de independencia y en gastos de representación en el extranjero, algo realmente increíble, porque estas cosas solo pasan en España.

No hablemos de dos comunidades gobernadas años pasados por el Partido Popular (Madrid y Valencia), donde muchos --demasiados, diría yo-- se han enriquecido a costa de hacer mal uso del dinero público, además de haber cobrado inginantes comisiones de determinadas empresas por favorecer contratos de obras y adjucicacionesd. Desde el ex-tesorero Luis Bárcenas, pasando por el valenciano Camps, la difunta Rita Barberá, siguiendo por Ruiz Gallardón, Esperanza Aguirre, Ana Botella, Ignacio González, Cristina Cifuentes, Francisco Correa y un sinfín de corruptos más, unos auténticos sinvergüenzas que terminarán, tarde o temprano, pagando por estos delitos.

Tampoco está exenta de estas malas artes Coalición Canaria, con los famosos asuntos de la compra-venta de los terrenos de la Playa de Las Teresitas, el desfalco en Simpromi o las cuentas no aclaradas en la Sociedad de Promoción Exterior de Tenerife, a lo que hay que sumar últimamente el presunto cobro de supuestas comisiones "donadas" por la construcción del puerto de Granadilla a destacados miembros de CC, al parecer, como Luis Suárez Trenor, Ricardo Melchior, Antonio Castro Cordobez y Julio Bonis, que están siendo investigados actualmente por la Fiscalía Anticorrupción y akguno de ellos ya estáincluso imputados por un juez.

Estas prácticas irregulares tienen que acabar de una vez, y son las ejecutivas de los propios partidos implicados quienes tiene que establecer unas reglas muy estrictas para que no se produzcan más casos de asuntos relacionados con la corrupción. ¡Qué país!

Paco Pérez

Paco Pérez

Periodista

Sígueme:

Tagoror Digital no se hace responsable de las opiniones de sus colaboradores.