Al Golpito

La violencia de género sigue siendo el mal de la Europa actual de este comienzo siglo XXI

02.11.2019 | Redacción | Opinión

Por: Rafael J. Lutzardo Hernández

La violencia de género sigue siendo el mal de la Europa actual de este comienzo siglo XXI. No hay manera ni forma de erradicar esta violencia terrible que sigue siendo noticia diaria en todos los medios de comunicación. Como bien describe la editorial del Periódico de Aragón: ¿Hasta cuándo? Los expedientes se acumulan en un verano en el que solo en julio hubo nueve mujeres asesinadas por violencia machista en España. A ello habría que sumar el extendida aberración de las violaciones, muchas de ellas en manada, como si de un cruel efecto dominó se tratara (se calcula que ha habido alrededor de medio centenar de agresiones sexuales en grupo en lo que va de año, cuando en todo el año 2018 se tuvo conocimiento de 60).

Dos fenómenos que comparten una misma raíz, un machismo enquistado, agresivo e incapaz de ver a la mujer como a un igual. No ha de haber tregua en las actuaciones de prevención de los cuerpos de seguridad, en la atención a las víctimas y en el castigo ejemplar. Pero con ello no basta. Tras el maltrato cotidiano, los crímenes con resultado de muerte y las agresiones sexuales en las que grupos de hombres parecen reproducir patrones de dominación violenta transmitidos a través del porno sigue agazapada una visión intolerable de la mujer que debe ser combatida a través de la educación, la movilización y la denuncia constante de todas las formas de violencia machista.

Cuarenta y nueve mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas en España en lo que va de 2019, una más que en todo 2018, según el balance de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, actualizado a 22 de octubre. Las últimas víctimas incluidas son una joven de 25 años asesinada en Vic (Barcelona), presuntamente por su excónyuge, este domingo, y Helena Veslos, de 44 años, degollada este martes en presencia de su hija de 11 años en Dénia (Alicante) por su expareja. Con ellas, son 1.024 las mujeres muertas desde el 1 de enero de 2003, cuando se empezaron a contabilizar oficialmente. Hay además tres casos en investigación, sucedidos el siete de junio en Huelva, el 21 de junio en Santa Cruz de Tenerife y el 30 de agosto también en este municipio.

La primera víctima mortal de 2019 fue Rebeca Alexandra Cadete, asesinada el 3 de enero presuntamente por su novio en Laredo (Cantabria). Treinta y siete menores se han quedado huérfanos a causa de la violencia machista y dos niños fueron asesinados por sus padres.

Por comunidades, Andalucía encabeza el listado con 11 mujeres asesinadas, seguida de Canarias, Cataluña y Comunidad Valenciana, con siete. Por edades, el grupo más numeroso con 20 víctimas es el de mujeres entre 41 y 50 años. Después, con nueve víctimas, está el grupo de entre 21 y 30 años. Veintinueve de las víctimas mortales eran españolas. Solo en 11 casos había denuncias previas contra el agresor. En cinco de los casos se habían llegado a tomar medidas de protección, aunque en uno de ellos ya no estaba en vigor. Treinta y dos de las mujeres convivían con su agresor. 

El año pasado se cerró con 48 mujeres asesinadas, tres menos que en el año anterior. En esta cifra se incluye a Vianca Alejandra Roca, de 25 años, cuyo cuerpo fue hallado en el río Congost, en Granollers, el 9 de septiembre de 2018, aunque su caso no ha sido confirmado como un asesinato machista hasta este viernes, casi un año después, tras la detención e ingreso en prisión provisional de su pareja, Joel Pérez.  

Sólo once con denuncia previa

Según la estadística del Gobierno, de las 49 asesinadas, sólo once (22,4%) presentaron denuncia previa contra su agresor. En cinco de los casos en los que sí existía denuncia por maltrato se adoptaron medidas de protección; y en cuatro de ellos estas medidas estaban vigentes en el momento del crimen.

De acuerdo a los datos recopilados por el Ejecutivo, la mayoría de las víctimas mortales (40,8%) tenía entre 41 y 50 años, franja de edad que también predomina entre los agresores (49%). La mayoría de las mujeres asesinadas eran españolas (59,2%), y también la mayoría de ellas, el 65,3%, convivían con su presunto agresor.

Respecto a los 49 presuntos agresores, la mayoría (el 61,2%) eran españoles. Tras cometer el crimen, 14 se suicidaron y tres lo intentaron sin éxito.

Por comunidades autónomas, cinco territorios concentran la mayoría de los asesinatos de mujeres a manos de sus parejas o exparejas que se han cometido en lo que va de 2019, según los datos de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género recogidos por Europa Press. En concreto, se trata de: Andalucía (11 casos), Canarias (7), Comunidad Valenciana (7), Cataluña (7) y Comunidad de Madrid (6) . Los restantes se produjeron en Castilla y León (3), Galicia (3), Cantabria (2), Aragón (1), la Región de Murcia (1) y Baleares (1).

Rafael J. Lutzardo Hernández

Rafael J. Lutzardo Hernández

Periodista y escritor. Actualmente colabora como columnista y realiza reportaje de sociedad en El Diario de Avisos.

Autor de numerosos prólogos de libros y programas de fiestas populares de nuestra tierra. Autor del libro "Vamos de Guachinches y otras casas de comidas"

Sígueme:

Tagoror Digital no se hace responsable de las opiniones de sus colaboradores.