Opinión

Las estrellas que más brillan son aquellas que han dejado huellas bonitas en nuestros corazones

05.09.2018. Redacción | Opinión

Por: Sonia Rodríguez Acosta

Coach

Muchos de nosotros hemos visto partir a seres queridos, se nos parte el corazón, un trocito de él se va con cada uno de ellos. Y es que son muchas vivencias juntos, muchos recuerdos que se almacenan en nuestra mente y corazón. Despedirnos de una persona que amamos es uno de los procesos más duros a los que nos enfrentamos en esta vida. El proceso de duelo es duro, pero es necesario pasarlo para poder sanar esas emociones dañadas por la perdida. Es normal sentir tristeza, rabia e impotencia ante la partida de un ser amado. Cuando hablamos de gente joven e incluso niños esa impotencia y rabia se ve incrementada, la sensación de injusticia se apodera de nosotros preguntándonos por qué él o ella.

Hay preguntas para las cuales no hay respuesta o al menos una lógica que pueda responder a nuestro cuestionario interno que surge en estas circunstancias.

Desde que nacemos sabemos que vamos a partir, no sabemos ni cuándo ni cómo afortunadamente. Lo que si tenemos claro es que nadie se queda aquí, Nadie es eterno.

Lo cierto es que en nuestra sociedad no nos enseñan a ver la muerte como un proceso natural de la vida, sino algo a lo que hay que temer. Por otro lado es normal tener miedo a lo desconocido. En algunas culturas se festeja cuando alguien se va. Cuando alguien se va se te parte el alma y te quedas con miles de recuerdos en el corazón que quedaran allí de por vida.

Después de la muerte se habla de que hay otra vida, depende de la religión se cree en una cosa o en otra. Personalmente creo que se van a otro plano y nos iluminan desde arriba. Van poniendo luz a nuestro camino y nos ayudan a seguir adelante. Sin duda son las estrellas que más brillan en el firmamento.

Estamos aquí de paso procuremos dejar huellas bonitas, hacer buenas acciones que hablen por nosotros. Es precioso acordarte de alguien que ya no está y recordarlo con tanto amor por todo lo bueno que hicieron aquí.

Nuestro tiempo es limitado y aun así nos metemos en peleas absurdas por causas de diversa índole, echamos de menos pero no nos vemos porque estamos demasiado ocupados. Sin darnos cuenta que un día esto se acaba, ya no habrá tiempo para ese café, para ese abrazo o para ese te quiero. El tiempo de actuar es aquí y ahora porque quizás mañana ya sea tarde.

Dejar un mundo mejor es algo que hacen algunas personas que se van, es un acto tan bonito y maravilloso que no tiene palabras. Siembran semillas de amor y eso quedara grabado en nuestra alma para toda la vida.

De eso trata la vida de dejar huellas hermosas en los corazones de la gente, que te recuerden con una sonrisa. La muerte solo se lleva el cuerpo físico, ya que nadie se muere mientras permanezca vivo en el recuerdo de alguien.

Este artículo lejos de ser triste quiero que lo vean con una visión positiva, puesto que nuestras estrellas siempre brillaran en nuestros corazones.

LAS LUCES NO SE APAGAN

SIGUEN BRILLANDO

LAS ESTRRELLAS ILUMINANNDO

RECOIRDANDO EL SENDERO CAMINADO

POR UN CORAZÓN AMADO.

Sonia Rodríguez Acosta

Sonia Rodríguez Acosta

Coach de vida
Coach de procesos emocionales
Coach nutricional
Especialista en gestión de la ansiedad, miedos, fobias, motivación, autoestima y educación emocional.

Sígueme: