Opinión

Comenzó diciembre en la Casa Capitán Quesada en Gáldar, Gran Canaria con la presentación del nuevo poemario de Manuel Díaz García, titulado “Nostalgia del olvido”

18.12.2018. Redacción | Opinión

Por: Rosario Valcárcel Quintana

Blog-rosariovalcarcel.blogspot.com

Comenzó diciembre en la Casa Capitán Quesada en Gáldar, Gran Canaria con la presentación del nuevo poemario de Manuel Díaz García, titulado “Nostalgia del olvido”, dirigido por el escritor Juan Francisco Santana Domínguez, Ángel Sánchez, Premio Canarias de literatura, 2018 y el editor Anghel Morales con su sello Aguere e Idea.

Curiosamente la raíz griega de nostalgia significa regreso al dolor. Y eso es lo que nos presenta Manuel Díaz el dolor que tal vez no quiere olvidar. Todo un testimonio del poeta que da fe de su presencia, de una presencia dolida que se vuelve memoria y tristeza.

Que se vuelve poesía, una poesía que se le ofrece como forma necesaria de volver a la evocación, a esos momentos de interiorización, a la palabra. Entonces transita la añoranza, atraviesa su proceso de duelo, peregrina por su propio laberinto y, nos deja poemas de su memoria, de ese sentimiento de melancolía que es también dolor. Dolor de ausencia o de partida. Así podemos escuchar la voz del poeta en el poema XVII:

Ácueos destellos del ayer,

donde aún brilla nuestra estrella,

espejismos vanos de las ansias por volver

pero el naciente se secó

y ya solo queda la muerte.

 

Nostalgia del olvido, es un libro de poesía que contiene cien poemas y caligramas, todo un recuento de actos vividos, de deseos y presencias, de retornos y sufrimientos, de volver atrás la vista y de la experiencia del autor:

 

LXIII

Oxidado el ayer,

chirrían en la memoria

las tardes del estío,

en las que el tiempo parecía eterno

y nuestros corazones valientes

vivían aquella falaz realidad

inconscientes del porvenir

 

-Oxiddados en el ayer, Chirrian en la memoria-, nos dice el autor en la memoria siempre presente y ahora recobrada, en la desolación y en la plenitud de lo vivido. Porque como apunta el Premio de Canarias de Literatura, Ángel Sánchez, prologuista del libro, Manuel Díaz vive en pleno campo, rodeado de un paisaje encantador...Pero llega un momento en que echa la mirada atrás y no puede remediar el componer un poemario de pesadumbre…Un recuento de una herida que el paso del tiempo no consigue suturar… Y nos trae Nostalgia del olvido.

Y quizás Manuel Díaz, con esa manera de preservar las imágenes, la ausencia de los abrazos y las despedidas. De preservar el color de las huellas de ese paisaje interior y exterior que habita en él, se encierra en el diálogo con él mismo y logra, al menos en la poesía, una forma de salvar la inexorable muerte.

Rosario Valcárcel

Rosario Valcárcel

Ha participado en antologías de relatos y poemarios que han sido publicados en Berlín. Algunos de ellos han sido premiados como el relato ambientado en África: En Busca del sueño y el poema dedicado al vino: Bienaventurado. Y en el 2013 gana el concurso de poemas "Domingo Acosta Pérez" con el poemario Himno a la vida.

Su literatura se nutre del amor y del deseo, la caducidad del tiempo, la fugacidad de la vida. Ha participado en antologías, realiza prólogos, presentaciones de libros lecturas y críticas de arte. Colabora en periódicos de papel y digitales en las islas y fuera de ellas.

Sígueme:

Tagoror Digital no se hace responsable de las opiniones de sus colaboradores.