Opinión

Cuando hablo de límites me refiero a poner una barrera física, psicológica y social a conductas inadecuadas con nosotros mismos y con los demás

03.10.2018. Redacción | Opinión

Por: Sonia Rodríguez Acosta

Coach

Cuando hablo de límites me refiero a poner una barrera física, psicológica y social a conductas inadecuadas con nosotros mismos y con los demás. Por nuestro propio bienestar personal.

Es muy saludable poner un stop y decir y trasmitir que esa conducta no estamos dispuestos a tolerarla por nuestro propio bien, ya que nos genera malestar. Esto no quiere decir que seamos egoístas y mucho menos que no nos importe esa persona. Sino que tenemos claro lo que podemos tolerar y lo que no, muestra clara de una óptima autoestima.

Es evidente que todos cometemos errores, todos nos equivocamos en mayor o menor medida. Por lo tanto no podemos crucificar a alguien por cometer un error. Puesto que todos metemos la pata en algún momento.

Sin embargo este artículo de lo que habla es de poner límites saludables, de establecer barreras que sean beneficiosas para ti y dejar claro a la otra persona hasta dónde puede llegar.

Los límites en los niños por ejemplo son fundamentales y es un gesto de amor. Poner límites a un niño es enseñarle valores y confianza en sí mismo.

Cuando estaba en el proceso de gestión de la ansiedad me di cuenta que yo no ponía límites ni a misma ni a los demás y eso me causaba mucho daño porque no sabía decir que no. Poco a poco fui trabajando esa parte y note un cambio sustancial.

Es que vivir solo para complacer a los demás es un desgaste total y solo te lleva a la ansiedad, depresión y en muchos casos a enfermar. ¿Dónde quedas tú? ¿Dónde queda lo que tú quieres?. En muchos casos en ultimo lugar, haciéndote sentir triste y angustiada.

Muchas veces no nos damos cuenta que el respeto empieza por nosotros mismos, y que somos los únicos que estaremos toda la vida con nosotros. Así que cuidarse y protegerse depende solo de ti. Solo y exclusivamente de ti.

Aprender a decir no sin culpa y si libremente es una de las cosas más liberadoras que existen. Poner límites y actuar en consecuencia crea una energía liberadora que hace que nos sintamos bien y libre de todo aquello que nos ata. No poner límites te ata, te ata a todo aquello que te hace daño pero tú sigues ahí presa por miedo a perder algo que muchas veces no sabes que es.

Lo cierto es que nacimos para ser libres, ser felices y realizarnos en nuestras vidas. Por eso alejarnos de personas que de alguna manera intoxican nuestra vida es sano y beneficioso. Ahí juega un papel fundamental nuestra autoestima cuanto más elevada esta esté más preparados estaremos para establecer límites sanos.

Esto no quiere decir que no ayude a los demás ni nada de eso. Por supuesto si me nace ayudar ayudo y lo hago desde la libertad de hacerlo.

Vivimos en una sociedad con unas creencias muy marcadas, en la que si en una situación no haces lo que se considera apropiado es objeto de crítica o de juicio. De verdad creo que no se puede juzgar a nadie por no hacer lo establecido o lo que se espera de él o ella. Somos seres libres para establecer nuestros propios límites y tener nuestro propio criterio.

Recuerda que los limites lo marcas tú, decir no o ya está bien es sinónimo de valientes. El mundo es de ellos de los valientes de los que ponen su propio limite y viven su propia vida, en función de cómo quieren vivirla.

PONER LÍMITES

DA ALAS A TU CORAZÓN

LIBERA MARIPOSAS Y GENERA AMOR.

Sonia Rodríguez Acosta

Sonia Rodríguez Acosta

Coach de vida
Coach de procesos emocionales
Coach nutricional
Especialista en gestión de la ansiedad, miedos, fobias, motivación, autoestima y educación emocional.

Sígueme: