Opinión

Rodéate de gente bonita, de esa que te enciende cuando te vas a apagar

08.07.2019 | Redacción | Opinión

Por: Sonia Rodríguez Acosta

Coach

Rodéate de gente bonita, de esa que te enciende cuando te vas a apagar. Esa gente que ilumina allá donde va. Y con ese brillo de luz ilumina también tu camino. Un camino que se hace más llevadero cuando tu sendero va iluminado de luz. De esa luz que desprende creando un sol lleno de vitaminas para tu alma. Rodéate de personas que te valoren que sepan quien eres y se quieran quedar a tu lado. Se quedan porque se quieren quedar porque es a tu lado donde quieren estar. La gente bonita de corazón hace grande tu mundo, lo empodera y te da la bandera para poderla alzar. Te dan la mano cuando te caes y hacen que sanes más rápido tus heridas. Dale a ese tipo de personas cabida en tu vida, de esta manera te rodearas de gente maravillosa que te hará volar como una mariposa. Cuando te rodeas de buenas personas tu salud se ve beneficiada, te sientes más enérgica, más vital, te dan ganas de volver a soñar.

Las buenas personas trasmiten buena vibraciones con las que van llenando corazones, pulverizando semillas de amor. Esas semillas de amor que mueven el mundo. Evitando así el odio que lo condena, la buena gente se nota y lo notas. Elije rodearte de amor y el rencor se disipará.

Las personas que nos rodean nos afectan más de lo que pensamos, nos demos cuenta o no su actitud, estado de ánimo nos influyen. Por esta razón es beneficioso tener a buenas personas a nuestro lado. Por eso y por más, rodéate de personas que te hagan feliz. Un punto importante a tener en cuenta es identificar a las personas equivocadas y mantenerte alejada/o de ellas. No significa que sean malas personas sino que ya no aportan nada bueno a tu vida y por lo tanto no son buenas para ti. Llegados a este punto es mejor soltar y dejar ir. Recuerda que al rodearte de personas siempre ese mejor la calidad que la cantidad. Aprende a crear un filtro piensa en quien merece la pena y quien no. Atrae a gente buena a tu vida, siendo tú mismo. Sin mascaras que te escondan y con espejos que te reflejen. Deja de vestirte como no te gusta solo por encajar con otros. Siéntete libre de expresar lo que sientes, de lo contrario estarás en una jaula constante. La libertad es tan importante que al pájaro le dio alas. No hay nada de malo en decidir a que buenas personas a tu alrededor quieres. Elegir con el corazón es una de las cosas más bonitas que hay. Quedarse con la gente bonita es como tener un tesoro lleno de oro puro, donde cada abrazo te reinicia y te renueva por dentro, nutriéndote el alma. cuando nutres el alma eres feliz y se te nota, ese brillo en los ojos te delata. Te delata tanto que pintas tu vida de colores luminosos, es entonces cuando tus latidos se acompasan al ritmo de la vida. Una vida que se disfruta mejor en buena compañía con gente sol que te hace brillar.

Sonia Rodríguez Acosta

Sonia Rodríguez Acosta

Coach de vida
Coach de procesos emocionales
Coach nutricional
Especialista en gestión de la ansiedad, miedos, fobias, motivación, autoestima y educación emocional.

Sígueme:

Tagoror Digital no se hace responsable de las opiniones de sus colaboradores.