Desde La Mesa Mota

Grandes periodistas que ejercieron en la práctica como maestros, siempre me aconsejaron que no era bueno convertir una lamentable suceso en un espectáculo periodístico

17.01.2019. Redacción | Opinión

Por: Paco Pérez

pacopego@hotmail.com

Grandes periodistas que ejercieron en la práctica como maestros, siempre me aconsejaron que no era bueno convertir una lamentable suceso en un espectáculo periodístico, y tristemente eso es lo que están haciendo algunos compañeros de profesión en el aún no resuelto caso (cuando escribo estas líneas, este jueves por la noche) del niño Julen, que cayó a un pozo en un pueblo andaluz y cuyo cuerpo no ha sido encontrado todavía.

Como ocurrió con el caso de "El Pescadito", aquel niño que fue asesinado hace unos meses por la amante de su padre, una psicópata dominicana, en una localidad próxima al Cabo de Gata, en Almería, determinados informadores sin escrúpulos aprovechan el interés y el morbo de la gente para convertir estos tristes hechos en un verdadero circo.

Porque, y lo digo con tristeza, una cosa es informar y otra relatar con todo lujo de detalles si se ha encontrado un pelo del chiquillo, si los padres están en vilo sin dormir, durante no sé cuántas horas... ¿Y cómo van a estar, apreciados lectores?

Creo, con sinceridad, que los periodistas no debemos pasarnos varios pueblos en estos asuntos tan delicados, entre otros motivos porque los familiares más directos del pequeño Julen han de ser respetados en su íntimo sufrimiento, ante la incertidumbre y el posterior desenlace de los acontecimientos, y tampoco me parece oportuno que se entreviste y hasta se fuerce la opinión de otros padres que han perdido a sus hijos en extrañas circunstancias, porque ya digo que no se trata de convertir un lamentable suceso en un bochornoso espectáculo.

Como lo siento, lo manifiesto, para que quede constancia de mi repugnancia ante la forma de actuar de determinados informadores que, en mi opinión, no ejercen adecuadamente su misión como periodistas, porque una cosa es informar adecuadamente y otra muy distinta lo que algunos "reporteros" están haciendo en estos casos.

Hay actitudes y maneras que en Periodismo no se pueden admitir. Porque se pasan de lo moralmente tolerable.

Imagen de archivo: lasvocesdelpueblo.com | CEDIDA

Paco Pérez

Paco Pérez

Periodista

Sígueme:

Tagoror Digital no se hace responsable de las opiniones de sus colaboradores.