Política

Melodie Mendoza alerta de que la diabetes tipo 1 ha aumentado y Canarias tiene ya la tasa más alta de España y una de las más altas de Europa

16.06.2018. Canarias

Agrupación Socialista Gomera (ASG) ha defendido que se ponga en marcha, cuanto antes, el Plan Integral de Diabetes para que los diabéticos puedan recibir una atención adecuada, más personalizada acorde a su situación y llevar a cabo una correcta política de prevención, alejándonos así de la cifra que sitúa a más de 70.000 canarios que desconocen que padecen esta enfermedad.

La diputada de ASG Melodie Mendoza destacó en comisión parlamentaria de Sanidad las elevadas cifras de enfermos de diabetes, “una auténtica epidemia que hay que contrarrestar y donde en la mayoría de los casos viene asociada a personas mal alimentadas”. Por ello aludió a la necesidad de “dar un toque de atención a las instituciones, para que se instaure en nuestra sociedad la cultura de lo sano, fomentar la prevención y el fomento de hábitos alimenticios y una vida saludable”.

Mendoza señaló la importancia de desarrollar y promover acciones “para mejorar la educación diabetológica y la calidad asistencial de las personas con diabetes en Canarias, así como, impulsar y desarrollar acciones para superar las limitaciones que los diabéticos se encuentran en su entorno diario”.

Asimismo, puso de manifiesto las altas cifras de enfermos con las que cuenta Canarias pues “la diabetes tipo 1 ha aumentado tanto que tenemos la tasa más alta de España y una de las más altas de Europa”.

Mendoza mostró su satisfacción por los nuevos sistemas de medición para este tipo de diabetes que contemplará la medición continua de glucosa en mujeres embarazadas, niños, adolescentes y personas con hipoglucemias graves. “Tras la puesta en marcha de estos sistemas seremos una de las pocas comunidades que lo ofrezca, por lo que confío en que esto ayude a mejorar la calidad de vida de todos los pacientes”.

Por último, confió en que “podamos combatir la denominada epidemia del siglo XXI para que haya una concienciación real de lo que supone esta enfermedad a todas las edades y para que, con mayor incidencia en los más pequeños y jóvenes, se consiga erradicar esta enfermedad”.